Biografía del Exito: Roger Federer

El tenista Suizo Roger Federer (Basilea, 8 de agosto de 1981) nació en una familia mixta, madre sudafricana y padre suizo: Lynette y Robert Federer.

Su padre trabajó de representante de laboratorios farmacéuticos hasta que se convirtió en mánager del jugador. Roger Federer, creció entre ganaderos y agricultores fuera de Basilea, lo cual seguramente es un factor significante en su sencillez.

El tenista suizo se vio inspirado en los dos grandes campeones Stefan Edberg y Boris Becker, después de presenciar por televisión la final que ambos se disputaron en Wimbledon 1989, Federer comenzó a demostrar un fuerte interés en el tenis.

Comenzó a jugar a los ocho años, no obstante el fútbol y hockey sobre hielo lo mantuvieron vacilante en su elección hasta los catorce años cuando finalmente se decidió por incursionar seriamente en el aprendizaje del tenis.

Fue entonces cuando Federer integró la Federación Suiza de Tenis, donde no estuvo muy a gusto debido a que lo sometieron a una intensa preparación en superficie sobre tierra. Fue su primer obstáculo, lo superó con convicción y continúo adelante en su formación y carrera para llegar a ser finalmente el importante exponente del tenis que es en la actualidad.

Por entonces el temperamento del tenista era intolerable. Muchas veces mientras entrenaba en los centros de alto rendimiento de Ecubles (en la zona alemana) o de Bienne (en la francesa) rompió infinidad de raquetas, debido a que las lanzaba cuando fallaba los golpes.

Afortunadamente para Federer, el Coach sueco Peter Lundgren se incorporó a su trayectoria y lo ayudó a cambiar su comportamiento y a controlar su ira.

Después de esto y gracias a su excelente servicio y volea, le fue posible comenzar a ganar torneos locales y más tarde nacionales. En 1997 cerró su etapa júnior, donde ganó la Orange Bowl tras su partido con el tenista argentino Guillermo Coria.

En su primer año en la ATP, ingresó en la posición 700 del mundo tras haber sido seleccionado como el “Mejor Junior” del año. En 1998 debutó como profesional absoluto de la ATP, en aquel año jugó sólo cinco partidos y avanzó 398 puestos.

Por entonces era en el número 302 del ranking. El año que siguió a este, puede ser considerado el de su auténtico debut en el circuito mundial: en 1999 jugó varios torneos importantes como Miami, Roland Garros, Wimbledon y Montecarlo; terminada esa temporada pasó a ocupar el número 64 de la ATP.

En pocos años demostró su valor, y versatilidad y el esfuerzo de los primeros años son representativos de su carrera ya que entre sus cualidades y aptitudes destaca la capacidad del tenista de adaptación en todo tipo de superficies, incluida la tierra.

Fue en el año 2000 cuando empezó a superar las primeras rondas, consiguió incluso llegar a octavos de final en el torneo Roland Garros. En 2001 su carrera y asenso se demostró implacable.

De allí en adelante obtuvo gran cantidad de premios y distinciones. Actualmente ocupa la segunda posición del ránking ATP. Ha sumado 302 semanas estando en el primer lugar del ránking, más que ningún otro tenista en la historia.

Analistas, autoridades deportivas, críticos del tenis, prensa especializada, jugadores y ex jugadores consideran a Federer como el mejor tenista de todos los tiempos.

Federer ha ganado un número récord de 17 Grand Slam en individuales. Ha además participado en 24 finales de Grand Slam (lo que es un hecho sin precedentes), 10 de las cuales fueron en manera consecutiva. Estuvo también en 18 de 19 finales de Grand Slam desde Wimbledon 2005 hasta el Open de Australia 2010 (el Open de Australia de 2008 fue la única excepción).

Acumuló 23 semifinales consecutivas y 35 cuartos de final consecutivos (récord que sigue abierto), totalizando 39 cuartos de final no consecutivos, y es el jugador que más semifinales en torneos de Grand Slam ha disputado en la historia.

El suizo posee el récord de más torneos ganados de ATP World Tour Finals, es el segundo con más títulos ganados en ATP World Tour Masters 1000 (detrás del español Rafael Nadal con 22 títulos). Su rivalidad con Rafael Nadal es considerada como una de las más grandes rivalidades de todos los tiempos del deporte. Federer fue el primer jugador en la historia en haber disputado la final de cada uno de estos torneos.

Federer suma 32 títulos entre torneos ATP 500 y ATP 250, totalizando así 76 títulos en 111 finales en su carrera. Además ganó la medalla de oro olímpica en dobles en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 y la medalla de plata en individuales en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Como resultado del éxito de Federer en el tenis, fue nombrado deportista Laureus del año por cuatro años consecutivos y la Asociación de Tenistas Profesionales lo nombro el mejor tenista de la década (2000-2010).

Además, fue clasificado en el 2011 en el puesto número 25 en la lista de Forbes Celebrity 100, en noviembre del 2012 fue catalogado en el Ranking de Forbes (junto a Tiger Woods) como el deportista más valioso del mundo.

Además en el 2011, fue elegido como El Segundo Humano Más Fiable y Respetado del mundo después de Mandela. Se lo conoce con tantos apodos que parten desde “Federer Express” hasta el “Maestro”.

Y no es para menos, en sus años de carrera ha crecido en modo constante, alzándose en limites que hasta su llegada habían sido insuperables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *